DATOS BIO

Denzel Hayes Washington Jr.

28 de diciembre de 1954, Mount Vernon (NY) Estados Unidos

A.K.A. XTRM: Denzel Washington

Empezó a repartir:

Aunque el actor pronto empezó a hacer sus pinitos en telefilmes (década de los 70) y en el cine (década de los 80), realmente sus inicios como tipo duro se cultivaron en su vida real: con solo 10 años ya andaba con pandillas callejeras, lo que le granjeó sus primeros delitos menores y pasar una buena temporada en un reformatorio. La religión ha sido su gran tabla de salvación, al menos fuera de la pantalla.

Saltó a la fama por:

En Estados Unidos empezó a ser un rostro conocido por el gran público gracias a St. Elsewhere, una serie de médicos en la que interpretó al Doctor Chandler durante seis temporadas (1982-1988). En 1987 ya fue nominado al Oscar al interpretar al activista negro Stephen Biko en Cry Freedom, y en 1989 levantaba el Oscar a Mejor actor de reparto por Días de gloria. Lo volvió a levantar en 2002, esta vez como protagonista, por Día de entrenamiento, levantando de su asiento a un emocionado Sidney Poitier que esa misma noche había ganado el Oscar Honorario a su carrera, premio que le había entregado el propio Denzel Washington minutos antes. 

Siguió repartiendo estopa:

Pese a que Denzel Washington disfruta de una carrera muy prolífica, hasta Huracán Carter no empezó a regalarnos excelentes y rotundos “uppercuts” y “crochets”. A partir de ahí, y gracias a directores como los hermanos Scott y Antoine Fuqua y su amada biblia de El libro de Ely, el actor nos ha ido brindando grandes momentos hasta llegar al clímax que suponen las dos entregas de The Equalizer.

FICHA XTRM

Es experto en: Desatar el infierno cuando algún pobre diablo le lleva al límite.

Cuerpo a cuerpo: Implacable en distancias cortas, y mortal con un cuchillo en la mano. Además, si Denzel está contigo en una habitación y le notas pelín cabreado, mantente alejado del sacacorchos o de ese libro que nunca vas a leer. Es un aviso…

Sus armas favoritas: Pistolas, escopetas y, en especial, todo lo que lance flechas ¡o clavos!

La muerte también conduce: En El invitado enseñaba a Ryan Reynolds que llevar a un pasajero esposado en la parte de atrás del coche ni de lejos garantiza un viaje tranquilo, y en The Equalizer 2 tuvo que lidiar con un pasajero no deseado mientras conducía ¿Adivináis quién llegó muerto a destino?

Redecorando tu casa: La casa es para los aficionados. Denzel Washington va a los grande y en The Equalizer lo que redecora son unos grandes almacenes, tirando además de todo tipo de aparejos e inventos pensados para hacer nuestras vidas más cómodas. Los cadáveres de la mafia rusa, lo mejor para dar un toque original a Leroy Merlin.

Su gran enemigo: No tiene uno en concreto porque Denzel no se enfrenta con grandes jefes finales, ni muchos repiten con él. Se limita a liberar a la sociedad de la lacra de la delincuencia, y no le importan raza, altura, edad o nivel de estudios.

Colegas conocidos: Suele hacer muy buenas migas con jóvenes en peligro y necesitadas de un defensor de pocas palabras. Nos quedamos con su relación con Mila Kunis (Solara en El libro de Ely) y Chloë Grace Moretz (Teri en The Equalizer)

Algo más que patadas: Su compromiso con la lucha contra el racismo es conocida y aplaudida en todo el mundo. Uno de sus hijos se llama Malcolm X, curiosamente un personaje al que dio vida en la película de Spike Lee de 1992 y que le valió su tercera nominación al Oscar.

Migas de pan: Aunque no podemos negar que ha visitado mundo, el fuerte de Denzel Washington es haberse pateado prácticamente todos los estados del basto Estados Unidos. Poco bares de carretera le faltan por visitar, desde Nueva York hasta Los Ángeles.

Frase Lapidaria: “Ahora, amigo mío, te vas a ir al otro barrio. Pero te garantizo que no estarás solo.”